Kimihiko Fujisaka, el artista detrás de The Last Story


Teniendo en cuenta la importancia de The Last Story para el futuro de los RPGs de Wii, no es raro que nuevamente la columna Iwata Asks aborde detalles acerca de este juego. Solo que en esta ocasión, el invitado estelar además de Hironobu Sakaguchi fue el diseñador de personajes Kimihiko Fujisaka, que es el artista responsable de crear el aspecto visual del juego. Durante mucho tiempo, se rumoró que el estaba a cargo de esa parte de este RPG: pero no había nada que apoyara esta idea.

No obstante, ya es algo oficial: Sakaguchi comentó que era un fan declarado del arte de Fujisaka, especialmente en su diseño de personajes femeninos. Incluso bromeó que si en verdad existiera una mujer como la representada en el logo del juego (Kanan), él lo daría todo por ella. Satoru Iwata reveló que dentro de la compañía que dirige, muchos empleados se han enamorado de esta belleza virtual. Pasando a otro tema y con respecto a la concepción del juego, se reveló que la idea no provenía solo del creador de Final Fantasy.

En realidad, The Last Story es el resultado de la mezcla de ideas de Hironobu Sakaguchi, Kimihiko Fujisaka y una tercera persona (que de momento se mantiene en el anonimato), pero que esta a cargo de la programación. Además, la forma de crear el juego fue muy parecida al proceso de elaboración de Final Fantasy VII, que tomó al menos un año para concretarse. Tenían tantas ideas, que con los modos de juego que concibieron era posible hasta hacer dos juegos diferentes: mencionó uno muy curioso llamado UFO.

El nombre se debe a que para llegar a los lugares donde aparecen los enemigos, nos desplazábamos empleando una especie de "platillos voladores". Pero a final se decidió emplear el que actualmente existe en el juego y Sakaguchi dio a conocer que el verdadero drama detrás de la historia aparece principalmente durante las batallas: eso permite a los videojugadores forjar un lazo con los personajes. Satoru Iwata, que probablemente ya vio la última versión del juego, comentó que esta forma de implementar las cosas hacen a The Last Story un juego que no se había visto antes.

Sin embargo, esto no significa que los jugadores tengan que ver cinema tras cinema: hay una forma saltárselos y leer subtítulos que nos van contando todo a detalle sin que la acción baje de intensidad. Algo que también Sakaguchi comentó es que en el juego solo existe un pueblo: la Ciudad de Ruli. Conociendo que algunos podrían no quedar satisfechos con esto, declaró que se trabajó arduamente para que esta metrópoli tuviera un enorme detalle y profundidad: algo que los mismos videojugadores pudieran llegar a amar por el cuidado en los detalles.

Es tan grande, que uno incluso puede llegar a perderse, y el sistema está implementado de tal manera, que si al inicio del juego chocamos con alguien, éste nos reclamará: pero al subir de nivel, es posible que esa misma persona prefiera poner "pies en polvorosa" y hasta se disculpe con nosotros. Conforme paseemos por la ciudad, veremos a la gente hacer diversas cosas: algunos pueden bailar, otros tocar el acordeón, e incluso hay quienes simplemente están sentados en las fuentes. Es un pueblo vivo y dinámico

Un elemento con el que Fujisaka no estaba muy de acuerdo al principio, fue el que se pudieran cambiar las ropas de los personajes: eso se debe a que había creado cada traje para denotar su personalidad. Pero cuando terminó de hacerlo, se convenció que no era una mala idea: de hecho, hay eventos en el juego que solo aparecen empleando diversas vestiduras, algunas de las cuales son asombrosas. Los jugadores tendrán cierta libertad para elegir que trajes emplearán los protagonistas.

[Vía Andriasang.com]

Comment (1)

Nefisto

14 de octubre de 2010, 09:34

va que interesante va ser una joya pero lo mas integrante quien sera ese tercer talento por loo mientras este nuevo ip de nintendo hecho en colaboración con Mistwalker promete mucho, lo que no me explico por que nadie cree que sea una nueva ip de la gran N y lo quieren en xbox 360 y ps3 digo realmente nintendo tiene muchas franquicias.

Publicar un comentario